Imprimió en 3D un brazo para su bebé y ahora tiene una marca registrada